Si no puedes ver correctamente este mensaje, haz clic aquí para leerlo on-line      
Hace casi una década, unos chavales de Arganzuela pusieron en marcha un festival al que se bautizó Bustamemphis, denominación que aunaba el origen local del movimiento con el estilo musical de los grupos que lo integrarían. El proyecto tenía como objetivo celebrar una vez al año el encuentro y reencuentro de bandas de este barrio en un escenario, convocando al público de siempre y al que quisiera sumarse.
Tras años de trabajo sin apoyo institucional, aunque creciendo edición tras edición, hoy el Ayuntamiento de Madrid reconoce, apoya e impulsa esta iniciativa ciudadana, incorporando el festival al programa de fiestas de San Isidro 2016.
Es para NO DOGS todo un honor encabezar el cartel.
Bustamemphis